23 agosto 2009

Cosas que se escribían y se decían en la guerra civil y en los inicios de la dictadura

"Cristo y el Anticristo se dan la batalla en nuestro suelo"



Cardenal Gomá, 23 de noviembre de 1936






"Nuestros valientes legionarios y regulares han enseñado a los rojos lo que es ser hombre. De paso, también a las mujeres de los rojos, que ahora, por fin, han conocido hombres de verdad, y no castrados milicianos. Dar patadas y berrear no las salvará»



General Queipo de Llano, en Radio Sevilla, 23 de julio de 1936. En una enciclopedia editada en 1981 se lee que este militar "se hizo popular durante la guerra por sus charlas propagandísticas". En la Enciclopedia Larousse de 1967 se puede leer: "por su desenfado y colorido fueron famosas sus charlas a través de Radio Sevilla durante toda la guerra civil. En un libro de texto universitario editado en 1992 las califican de "patrióticas". En la actualidad Queipo de Llano todavía da nombre a algunas calles españolas.


"Las íntimas relaciones entre marxismo e inferioridad mental ya las habíamos expuesto anteriormente.(...) La segregación de estos sujetos desde la infancia podría liberar a la sociedad de plaga tan terrible".





Antonio Vallejo-Nájera, responsable del servicio de Psiquiatría del Ejército franquista, en un informe emitido en 1939. Un señor que directamente escribía sobre la "regeneración de la raza" e "higiene racial". En 1937 deja publicado:



"Agradezcamos a Nietzsche la resurrección de las ideas espartanas acerca del exterminio de los inferiores orgánicos y psíquicos, de los que llaman parásitos de la sociedad.La sociedad moderna no admite tan crueles postulados en el orden material, pero en el moral no se arredra en llevar a la práctica medidas incruentas que coloquen a los tarados biológicos en condiciones que imposibiliten su reproducción y transmisión a la progenie de las taras que les afectan. El medio más sencillo y fácil de segregación consiste en internar en penales, asilos y colonias a los tarados, con separación de sexos".





"Hay que extirpar el veneno del resentimiento que atrofia los corazones y envilece las almas. El marxismo, queridos colegas, es una enfermedad y en nuestras manos está en gran parte su tratamiento"



Francisco Marco Mediano, psiquiatra y destacado falangista, en 1942




"Sírvase transmitir al general Franco mi bendición con mis mejores afectos y con los votos que formulo para el pronto triunfo de las armas españolas; y a la noble nación española exprésele todo el amor que por ella siento en las formas más expresivas que pueda hallar".



Pío XII, en marzo de 1939




"La guerra, por acarrear una serie inevitable de males sólo es lícita cuando es necesaria. Pero la guerra, como el dolor, es una gran escuela forjadora de hombres. ¿No estamos contemplando con admiración y asombro en pleno siglo XX, cuando tanto habíamos estado lamentando la frivolidad y relajamiento de costumbres y la afeminación muelle y regalada, el ardoroso y heroico arranque de tantos millares de jóvenes que en las distintas milicias voluntarias van generosamente a ofrendar sus vidas en los frentes de batalla por su Dios y por España?"


Enrique Pla y Deniel, obispo de Salamanca, en "Las dos Ciudades", 1936








"Han empuñado las armas con la mayor decisión, arrojo y bravura". "Un día volverán a su seminario mejorados. Lo tenemos por cierto pues los días de campaña son días de retiro espiritual. Tal es el ambiente de piedad y virtud que se respira".



Marcelino Olaechea, obispo de Pamplona, sobre seminaristas en la guerra civil, 1936. En la hora de su muerte (1972), en la revista Fuerza Nueva se le calificó de "gran obispo", y "gran padre, atento siempre a las necesidades de su pueblo".








“Con la gran Cruzada, esos enemigos han quedado vencidos, pero no aniquilados; y ahora, como sabandijas ponzoñosas, escóndense en mechinales inmundos para seguir desde las sombras arrojando su baba y envenenando el ambiente, o atraer incautos con ayes lastimeros y cantos de sirena, principalmente la masonería, que es como la nodriza de todos los otros ¿Y qué debe hacer España en este caso? España no debe dormirse en los laureles, sino vigilar siempre, a fin de que no vuelva a ser infiel a Dios ni a sí misma, ni a lo que la sangre de sus mártires reclama”



Menéndez Reigada, obispo de Tenerife, Catecismo Patriótico Español, (libro obligado en las escuelas, 1939, 3ª Edición.




"Ésta (la justicia "vindicativa") pudiera exigir, incluso, la última pena, sin que ello se oponga lo más mínimo al respeto y aun al amor a quien se castiga. Una autoridad que procede así puede jactarse, con razón, de que no procede por odio ni por venganza, por muy duro que sea el castigo que se aplica y que por consiguiente, no sólo es justa, sino también, y simultáneamente caritativa".



José Agustín Pérez Pulgar, jesuita. La solución que da España a sus presos políticos, 1939






Jay Allen (redactor del Chicago Daily Tribune): “¿No hay posibilidad de tregua, ni de compromiso?”
Franco: “No. No, decididamente no. Nosotros luchamos por España. Ellos luchan contra España. Estamos resueltos a seguir adelante a cualquier precio.”
Allen: “Tendrá que matar a media España”



Franco: He dicho que al precio que sea…



Entrevista a Francisco Franco, 28 de julio de 1936 (traducción)




"Terminó el frente de la guerra, pero sigue la lucha en otro campo (...) No nos hagamos ilusiones, el capitalismo judaico que permitía la alianza del gran capital con el marxismo, que sabe tanto de pactos con la revolución antiespañola, no se extirpa en un día y aletea en el fondo de muchas conciencias".



Francisco Franco, discurso pronunciado el 19 de mayo de 1939




Saber más:



Cuando murió Olaechea (1972), en la revista Fuerza Nueva fechada el 4 de noviembre, se reprodujo el comienzo de su carta pastoral "Amor a la Patria" escrita el 9 de abril de 1939, donde escribió cosas como estas:



"Ningún pueblo ha mostrado mayor virilidad que el nuestro (...) Ninguna patria ha costado a sus hijos lo que España a los suyos; porque ninguna vale tanto como nuestra Madre".



La reseña también incluía esta frase de "don Marcelino":



"No registra la Historia una Cruzada más Cruzada. Nunca hubo enemigo más feroz ni más impío; jamás cruzados más sinceros, ni más valientes".





En el número siguiente de la revista (11-11-72) Jaime Tarrago reprodujo otra cita pastoral de Olaechea al terminar la guerra, alabando su prosa "rica y bella":






"España, todo lo debes a Franco; pero Franco, se lo debes a Cristo. Vivamos alerta (...) El que no cree en Dios no cree en España. El que no ama a Dios no ama a España. el que no se da a Dios no se da a España. (...) No hay vuelta de hoja: o patriotas creyentes o incrédulos inmorales rojos. En ninguna parte del mundo se entiende este dilema como se entiende en Navarra; por eso si Navarra se conserva Navarra, nunca España dejará de ser España".





La semblanza contenía esta otra cita escrita en una carta pastoral en 1952:




"el sufragio universal inorgánico, el un hombre un voto, dará por resultado una sociedad gobernada por necios y audaces..."





Actualmente en la web de la Archidiócesis de Valencia se incluye una breve biografía de Olaechea donde se asegura:




"El clima de reconciliación que supo inculcar en el pueblo navarro, dividido por la contienda civil de 1936, hizo que el papa Pío XII lo nombrase arzobispo de Valencia el 17 de febrero de 1946".



La Oficina de Prensa de los Salesianos, congregación a la que perteneció Olaechea, redactó en 2008 esta noticia laudatoria sobre el papel de Olaechea en la defensa a condenados a muerte después de la guerra civil. Un Olaechea que en 1962 se refirió a la "heroica misión" de "los restauradores del orden".



La sugerencia:



La Buena Nueva, dirigida por Helena Taberna

17 agosto 2009

Cuando la guerra civil no era guerra civil

Pasaje de un sermón del entonces obispo de Metre (Brasil), Amadeo González Ferreiro durante la I Asamblea Nacional de Excombatientes (Fuerza Nueva 29-3-75). Las negritas son de este blog.
"España, queridos compañeros y hermanos, no tuvo una guerra civil, sino una auténtica Cruzada en la que sus soldados fueron principalmente "los santos y mártires" como muy bien podemos acreditar los que fuimos capellanes en los campos de batalla (...)

Frase lapidaria de un cruzado, del Ángel del Alcázar Antonio Rivera fue aquella: "Disparad, pero sin odio". Ni tuvimos ni tenemos odio a nadie, y menos a nuestros caídos, que murieron para libertar con su sacrificio, a aquellos mismos que les asesinaron o disparaban contra ellos, y así, con su sangre, cimentar las primeras piedras de la reedificación de una Patria católica, libre, fuerte y entera (...)
Digámosle a la Virgen del Pilar: Señora, despertaremos de nuestro letargo, estaremos siempre en vigilia, arma en brazo, "mitad monjes, mitad soldados", para defender nuestra fe y nuestra Patria. Así sea". (*)

La negación de lo obvio (que la guerra civil fue una guerra civil) no fue una infeliz ocurrencia de este caballero, sino parte del andamiaje justificatorio del bando franquista. En la posguerra Carrero Blanco había escrito bajo el seudónimo de Juan de la Cosa:


"Nuestra guerra no fue una guerra civil, porque en ella no se combatió ni por una dinastía ni por un régimen político; nuestra guerra fue una lucha contra la dominación extranjera (...)"

(*) Saber más:
"se puede amar y querer bien al prójimo (y mucho) disgustándole, y contrariándole, y perjudicándole materialmente, y aun privándole de la vida en alguna ocasión. Todo estriba en examinar si, en aquello que se le disgusta o contraría o mortifica, se obra o no en bien suyo, o de otro que tenga mas derecho que él a este bien, o simplemente en mayor servicio de Dios".
"La suma intransigencia católica es la suma católica caridad. Lo es en orden al prójimo por su propio bien, cuando por su propio bien le confunde y sonroja y ofende y castiga. (...)"
"Y porque hay pocos intransigentes, hay en el día pocos caritativos de veras. La caridad liberal que hay está de moda es en la forma el halago y la condescendencia y el cariño; pero es en el fondo el desprecio esencial de los verdaderos bienes del hombre y de los supremos intereses de la verdad y de Dios".

Cincuenta años después, José María Escrivá de Balaguer, fundador del Opus Dei escribió sobre lo que llamó "la santa intransigencia", y reclamó también "la santa coacción" y "la santa desvergüenza".

Y en 2009...
Una revista navarra dirigida por un sacerdote ha conmemorado el aniversario del comienzo de la guerra civil con un lenguaje antediluviano en su número del 16 de julio. Esta publicación integrista, de nombre Quincenal Navarro Católico Siempre p’alante , fue creada en 1982. La asociación que la edita organiza anualmente las Jornadas de la Unidad Católica, que en los últimos años han contado con la presencia del Arzobispo de Zaragoza, Manuel Ureña.

Cosas que se escribían en la Transición

El 12 de abril de 1980, la revista ultraderechista Fuerza Nueva titulaba en su portada (en la foto, otra anterior): "Navarra, sitiada". Su editorial es realmente alucinante:
"Conseguido virtualmente el separatismo vasco, ahora se piensa en la anexión de Navarra, en la colonización de los navarros y sus tierras, indispensables siervos de la gleba y granero para un espurio Euskadi que no puede bastarse a sí mismo (...)
Y hay en la agresión y menosprecio a Navarra, por parte de los nacionalistas vascos y sus tácitos cómplices, un afán más que humano, satánico" (...)

Los gritos de "Navarra es Euskadi" ante el Árbol de Guernica, pronunciados por la turba a sueldo o envenenada, resonaron en esta primavera naciente de 1980 como aquellas otras que hace casi dos mil años gritaron ante el Litóstrotos, exigiendo a Pilato el "crucifícale" para Cristo. No es irreverente el paralelismo. Hay la misma torva intención y la misma raíz (...)

Ya sabe, pues, Navarra, y deben saber todos los navarros, el porvenir que les espera. Un probable vasallaje a los separatistas vecinos. La esclavitud más antihistórica y vil de cuantas se han dado en los anales del tiempo. Por eso, Navarra no debe olvidar su historia, ese pasado que le dio identidad y grandeza y le hizo ser florón de España y abanderada hasta la culminación insuperable del 18 de julio (...)
Esperamos que, una vez más, y tal vez de manera definitiva -Navarra se juega como nunca su propia existencia-, los navarros tengan que admirar al mundo, aunque sea con la guerra.
Los cruzados de Cristo, que es el verdadero Rey de Navarra, pueden tener que volver a empuñar sus armas, pensando en su pasado, porque recordarán, con Vázquez de Mella, que "los pueblos enlazan con la muerte el mismo día que se divorcian de su historia".

Y Navarra no quiere, no debe, ni puede morir".

Saber más:
  • El 18/2/78 en esta misma revista se ofrecía un artículo firmado por Pedro Rodrigo:
"(Navarra) cuya hospitalidad fue cantada por San Eulogio cuando reconoció que en Pamplona tratan a los huéspedes "como si recibieran a Cristo", parece ser hoy objetivo del diablo. Puede que haya, pues, razones más que físicas para querer convertir a los navarros en esclavos de Euzkadi.
Pero olvidan quienes tal pretenden (o sea, humillar y subyugar a Navarra) que si los navarros son hospitalarios demostraron en Roncesvalles en Montejurra y en Esquíroz, y sus tercios de requetés en toda la andadura de la Cruzada, que son indómitos por naturaleza y saben corresponder en cada momento con el medio preciso. (...)
Porque no olvidemos que es el viejo liberalismo, principal enemigo del espíritu tradicional de los navarros, el que ahora vuelve a la carga con renovado furor".

  • El 3 de noviembre de 1977 la Diputación Foral emite una nota en la que afirma que a ella le "incumbe la misión sacratísima de velar celosamente por los Fueros y por su cosntante y siempre inacabado perfeccionamiento (...)"

07 agosto 2009

Políticas públicas éticas para revertir la desigualdad


El economista Carlos Berzosa, actual rector de la Universidad Complutense, recordaba hace años que la economía no puede olvidarse de los problemas éticos.

Para Berzosa planteamientos aparentemente técnicos resultan ser ideológicos al ignorar "la capacidad de los individuos para poder realizar sus propias vidas". El objetivo fundamental de la economía, según Berzosa, debe ser la pretensión de mejora de las condiciones económicas y sociales de la ciudadanía.
Esas condiciones repercuten directamente en la salud. En agosto de 2008 un reportaje de El País se hacía eco de una alerta de la OMS: "La combinación nefasta de pobres políticas sociales y circunstancias económicas injustas está matando a la gente a gran escala", constatando además la desigual esperanza de vida en el llamado primer mundo. Un ejemplo: la de un niño de Calton, un suburbio de Glasgow, es de 54 años. Otro criado a pocos kilómetros, en el barrio de Lenzie, de 82. En España, se señalaba en el reportaje, las diferencia entre muncipios alcanzan los 13 años.

Según Henry Beque, comediógrafo francés, "el infortunio de la igualdad consiste en que solamente la deseamos con nuestros superiores". En 2007, en la España que comenzaba a sentir la crisis (como que ya en 2006 había casi 11 millones de mileuristas, según la Agencia Tributaria), circulaban más billetes de 500 que nunca, según la prensa. Un año antes, casi el 20% de la población española, según publicaba El País, se situaba por debajo del umbral de la pobreza.
España registraba con Portugal y Grecia los peores niveles de la Europa de los Quince, según el INE, que marcaba el umbral en 6.347 euros por persona al año. Un límite que clasificaba como pobre al que recibía menos de 530 € al mes (el salario mínimo en España era de 540 €). Muchas pensiones estaban por debajo. El 47,3% de los hogares constituidos por un mayor de 65 años se encuadraban dentro de niveles de pobreza, así como en el 36,9% de los compuestos por un adulto y al menos un hijo a cargo. Un 40% de los hogares no podía permitirse ir de vacaciones ni una semana.

Saber más:
  • ¿En función de qué criterios podemos considerar que una persona es rica? La cuestión se debatió en la campaña electoral estadounidense en agosto del año pasado. Según Obama, a partir de los 170.000 euros anuales, mientras Mc Cain consideraba que con 3,4 millones de euros. ¿Diagnósticos desideologizados?

06 agosto 2009

"Vernaculismo idiomático"

Un argumentario que poco o nada evoluciona en la cuestión lingüística.
  • Artículo en la revista Fuerza Nueva (27-4-74). Su autor se manifiesta "no conforme con que el vernaculismo idiomático se establezca con carácter obligatorio":
"Me pregunto si no será preferible que el estudiante dedique su capacidad cerebral y su tiempo a aprender bien un idioma como el inglés, alemán o francés, que, junto al español son universales por su gran difusión y enorme aporte al proceso civilizador".
  • Artículo en Fuerza Nueva (19-6-76). Titulado vernaculismo y firmado por su director, Pedro Rodrigo Martínez. Dice no tener "ninguna prevención contra el bello lenguaje de Verdaguer" (catalán) ni contra el gallego "o el vasco, raíz éste del castellano" y afirma que "el patrimonio cultural de un pueblo, en cualquiera de sus manifestaciones debe conservarse y enriquecerse". El problema, a su juicio, es el siguiente:
"El recio idioma vasco, como el noble idioma catalán, han sido utilizados no para cantar la bravura de Vasconia o la belleza de cataluña, sino para atacar a España. En una palabra, se ha hecho política con el lenguaje llamado vernáculo, siempre proclive a ello; porque no debemos olvidar que las lenguas no fueron precisamente un castigo de Dios, aunque algunos eclesiásticos quieran convertirlo ahora en un don del Espíritu Santo, perturbados por la falsa interpretación posconciliar. (...) Porque como decía Insúa, la única frontera de los hombres es la del idioma. Sólo algunos privilegiados habían conseguido hacer de esa confusión de idiomas una belleza traducida en obras de arte. Pero esto deja de ser válido y estimable cuando se convierte en arma para desunir a los hombres, enfrentarlos y llenarlos de odio. (...)

El castellano por lo visto sólo sirve, para unir. No hay nada más que leer el rico léxico de Blas Piñar.
Más información:
  • Artículo en ABC hace unos meses:
"Atormentan al niño con una lengua (euskera) que difícilmente aprenderá, ni le interesa las más veces, y que le ocupa el espacio mental que necesita para otras cosas".
  • En a universidad nos enseñaron que el lenguaje es fundamento y producto de la cultura. Para Manuel Fraga (2001) el euskera es una "lengua de museo" "que no ha podido adaptarse a las culturas".

04 agosto 2009

EpC, violaciones y "periodismo antihumano"

"El caso es que resulta más que probable que la EpC y las escalas de valores promocionados por el actual gobierno español algo tengan que ver en este penoso y escabroso asunto".

Su tesis entronca con la de Ricardo Benjumea, redactor jefe del semanario Alfa y Omega, editado por el Arzobispado de Madrid. El 28 de mayo escribía:

"Cuando se banaliza el sexo, se disocia de la procreación y se desvincula del matrimonio, deja de tener sentido la consideración de la violación como delito penal. Ése es el ambiente cultural en el que vivimos, y, sin embargo, la inmensa mayoría de españoles consideraría una aberración que se sacara la violación del Código Penal, aunque, a sólo cien metros, uno tuviera una farmacia donde comprar, sin receta, la pastillita que convierte las relaciones sexuales en simples actos para el gozo y el disfrute. Esa hipotética indignación es un motivo de esperanza, porque demuestra que la deshumanización de la sexualidad, que promueve el Gobierno, todavía no ha llegado a un punto de no retorno".
"El consumo desmedido del mundo occidental y el excesivo aumento de la población en los países en desarrollo implican un uso más intenso de los recursos naturales, más contaminación ambiental, una pérdida mayor de la biodiversidad y un rápido incremento de las temperaturas producido por el cambio climático de origen humano. No podemos seguir así para siempre, porque el mundo es finito".

Más información:
  • La iglesia habla en términos de "dictadura" del relativismo, pero no ha criticado en los mismos términos la del tradicionalismo, articulada en España en un régimen de infausto recuerdo.
  • Hablando tal vez de relativismo; el arzobispo de Pamplona, Francisco Pérez, se posicionó en octubre de 2007 en contra de la Ley de Memoria Histórica, aduciendo entre otros razonamientos que "los romanos hicieron cosas que para muchos eran buenas y para otros malas".
  • En marzo de 1978 el director de Diario de Navarra escribió un artículo en este periódico titulado "La porno" en el que se puede leer este fragmento:
"Nos estamos pasando en casi todo, perdiendo el sentido y el tino. En este país se arrasca un poco y sale conservadurismo y tradición aunque luego se vote a los descendientes de Mao. Una cosa es el ideal y otra la costumbre y el ejemplo. Así nunca tomará incremento -o excremento- la lucha de la mujer por la inmunidad del adulterio, ni el derecho al amor libre. Las mismas que piden, en cierto sentido, una oportunidad de violación, libremente aceptada, y protestan contra el atropello, y se manifiestan ante la policía porque no las protegen suficientemente en su teórica integridad virginal. Aquí no hay tampoco sexo sino política, y no pura ni de la buena..."

03 agosto 2009

Escribir, pensar e influir

El escritor Javier Marías, en El País (11-6-09)

"Hace poco conocí personalmente a Ferlosio, y me dijo que un artículo de prensa no mueve ni una hoja. Yo también tengo esa sensación. Aunque a veces hay gente que los agradece. Todos los que escribimos columnas tenemos el deseo de influir un poco. No tendría sentido escribir sin ese afán de convencer, de razonar, de argumentar".
"No tiene mucho sentido escribir en prensa", dice, "si es para decir lo que ya opina todo el mundo. Y lo que opina la época, sobre todo. La gente, y me incluyo, no nos damos mucha cuenta de hasta qué punto pensamos muy poco por nosotros mismos. Hay valores que son de la época y que se dan tan por sentados que nadie se para a pensar si están bien o mal. Si eres de derechas toca decir esto; si de izquierdas, esto otro. No me interesa".

La inercia, la comodidad, o la falta de tiempo relegan al pensamiento a un segundo plano, y sin darnos cuenta estrechamos nuestra mirada de las cosas. Según el escritor alemán August Becker, "suele decirse que tú eres como ves el mundo". Ese mundo hoy nos llega sobre todo a través de imágenes, pero también por medio de palabras. De nuestra responsabilidad depende que las engullamos acríticamente o que reflexionemos de forma abierta sobre aquello que leemos.

Más información:
Javier Marías habló en El País Semanal (22/7/07) de la “tontuna” como un virus inoculado por los medios de comunicación, y se muestra convencido de vivir en una época de “decadencia absoluta” donde “tan sólo se aplaude el histrionismo, la grosería, el dislate, la ignorancia, la maledicencia y la mamarrachada”.


El pintor Fernando Botero, en ABC (20-5-08) que “la pintura no tiene la capacidad de cambiar nada ni política ni socialmente. El arte es un testimonio, tiene la fuerza de recordar algún acontecimiento cuando todo el mundo deja de hablar de ello, cuando ya no interesa a los periódicos”.